Chaquetas Biker – un icono que nunca pasará de moda

Cada año decenas de revistas, estilistas e influencers aseguran que las cazadoras biker vienen y van según la temporada, pero nosotras confirmamos que estas fabulosas chaquetas nunca han pasado de moda y nunca lo harán. Estas cazadoras, que son hoy en día un icono cultural, tienen una larga historia y no están dispuestas a ser olvidadas. La gran polivalencia de esta chaqueta la hace perfecta para todo tipo de estilismos, desde un look minimalista hasta uno de gala, haciendo esta pieza completamente atemporal e indispensable para todos los armarios.

En Rock Renee, nuestro fashion blog, nos apasionan las biker. Creemos que es una pieza que toda chica debería tener en su armario gracias a su gran versatilidad. Aunque siempre pensemos en ella en su típico color negro, con los años las biker han ido jugando con diferentes colores, reinventándose con los años, y llegando incluso a cambiar su forma añadiéndole cremalleras metálicas, solapas, apliques y diferentes texturas. Con una forma que tiende a ser entallada a la cintura, es una chaqueta muy masculina que causa furor entre hombres y mujeres. En Rock Renee queremos hacer un breve repaso a la historia de las cazadoras biker, una prenda con la que nos sentimos tremendamente identificadas.

Del sótano a los armarios de millones de personas

Las chaquetas biker se crearon hace casi 90 años de mano de dos hijos de un inmigrante ruso que apostaron por comenzar con su sueño americano en el sótano de un edificio del Lower East Side de Manhattan. Tras pasar 15 años fabricando impermeables que luego eran vendidos puerta por puerta por vendedores ambulantes, en 1928 Irving Schott diseñó la primera chaqueta de cuero de la historia que incluía una cremallera como cierre, y que iba destinada para vestir a la nueva generación de moteros. Irving bautizó a la chaqueta con el nombre de su marca de cigarrillos favorita: el Perfecto, y empezó a venderla al por menor por 5.50 dólares a un distribuidor de Harley Davidson, formando una nueva familia de moteros locos por las biker, que gracias a su robustez y durabilidad se transformó en un símbolo de aventura y peligro para ellos.


El interés por las Perfecto fue aumentando con los años, llegando a Hollywood de la mano de Marlon Brando, uno de los iconos más aclamados de la industria, que en los años 50 apareció en la película The Wild Ones posando en su moto y luciendo una Perfecto. Las chaquetas llegaron a lo más alto después de que James Dean, enamorado de la velocidad, la convirtiera en objeto de culto tras llevarla durante la película Gigante e incorporarla en su armario como prenda básica. Tras integrarse también en el movimiento punk rock en los años 70 y 80 de mano de The Ramones, Blondie, The Sex Pistols o Joan Jett, Irving Schott extendió su marca fuera de América, expandiéndose la obsesión por las biker por todo el mundo.

Pero no debemos olvidar que las biker siempre han estado vinculadas a la juventud y a la rebeldía, por ello era muy común verla en películas como Grease en el año 78, de la mano de John Travolta en uno de sus papeles más macarras, en Mad Max vestida por Mel Gibson en el 79 o en Cry Baby por Johnny Deep en 1990. Aunque se considerara esta pieza como exclusivamente para hombres, Olivia Newton-John triunfó con ella en Grease, en una escena final que todavía nos quita el sentido por su gran transformación. Esta película nos mostró que una chaqueta hecha por y para hombres, también puede ser muy femenina y sexy.

Desde entonces, la chaqueta de cuero ha pasado de ser una prenda exclusiva para los moteros a un básico en el armario tanto de hombres como de mujeres. Y no debemos olvidar que incluso forma parte de la Alta Costura, siendo Yves Saint Laurent el primer diseñador que, en el año 1960, incluía en su colección para Christian Dior su primera cazadora, provocando un gran revuelo entre sus más acérrimos seguidores. También es gracias a él que la prenda poco a poco fue modernizándose y siendo un complemento perfecto para un outfit diario.


En Rock Renee somos grandes seguidoras del street style, y por tanto de las biker. Forma parte de nuestro armario desde que tenemos uso de razón, y es prácticamente un estilo de vida para nosotras. Enfundarnos en una biker nos da una sensación de transformación inexplicable, ya que nos parecen unas cazadoras que funcionan con todo y se adaptan tanto al día como a la noche. Puedes incluirlas tanto en un look grunge como en uno más preppy, o combinarlos con unos vaqueros o un vestido, añadiéndole un toque rockero a tu outfit.

Aunque sea una prenda confeccionada hace casi cien años, las biker siguen siendo un must en el mundo de la moda, una prenda que debería haber en todos los armarios. Si todavía no tienes alguna en tu closet, no dudes en incorporar esta prenda para cualquiera de tus conjuntos. Aunque, desde Rock Renee, nuestra página de tendencias de moda, te recomendamos que no dejes de echar un vistazo a nuestras actualizaciones. ¡Te sorprenderemos muy pronto!

2 Replies on Chaquetas Biker – un icono que nunca pasará de moda

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada